16 de marzo de 2014

Hatoful Boyfriend - Novela visual - "Coo coo"

Reseña por ONPUELENA  



Por fin voy a reseñar esta novela visual. Había oído hablar de ella, pero no fue hasta hace poco que decidí comprarla (sí, he pagado por esto y no me arrepiento) con el Doujin Bundle 2.

Hatoful Boyfriend es un otome (una novela visual dirigida al público femenino, vamos) creado por Hato Moa en el que te tendrás que ligar a las palomas. Sí, es eso. Que sepáis que no es lo más raro que os podéis encontrar en este mundillo.

El jugador encarnará a una chica normal, humana, que estudia en St. PigeoNation´s, un instituto para palomas. Allí vivirá su día a día felizmente (o no tanto) y el jugador tendrá que elegir con qué paloma se queda la chica.
Como podéis ver, hay diferentes tipos de palomas, y los personajes van desde el amigo de la infancia hasta el profesor, pasando por diferentes compañeros de clase.
Si todavía os lo estáis preguntando, sí, en el juego veréis fotos de palomas con texto, aunque puedes elegir que en el primer encuentro tengan un retrato estilo anime.


Increíble

El humor está constantemente presente. Por poner un ejemplo, la protagonista vive en una cueva.
Sin embargo, no todo es cachondeo, pues al ir avanzando en las rutas, veréis los tristes pasados de algunos personajes o los desafortunados finales que se pueden desencadenar.
Cada paloma tiene dos finales. Os aseguro que les acabas cogiendo mucho cariño a cada uno. 
Yo al principio me tomaba la novela de coña, pero al poco vi que me equivocaba y he de reconocer que algunas historias me emocionaron.

Al pasarte todas las rutas, desbloquearás una nueva historia que podrás elegir si se inicia una nueva partida.
Esta nueva historia es oscura, está llena de acción y nos revelará toda la trama que hay escondida tras esta novela visual, aparentemente dulce y divertida.
No quiero revelar más de esta trama, tenéis que jugarla y punto. A mí me enganchó muchísimo.

 
Qué guapo es



Yo pienso comprarme la secuela. Y el merchandising oficial.
Todo sea por apoyar a la autora que hizo tal maravilla (me he pasado, pero sí).


No hay comentarios:

Publicar un comentario en la entrada